NIF D-5 ARRENDAMIENTOS


NIF D-5 ARRENDAMIENTOS

Por Yessica Salgado Cuevas, Auditora.

A partir del 1° de enero de 2019, el Consejo Mexicano de Normas de Información Financiera (CINIF) emitió la Norma de Información Financiera

D-5 (NIF D-5) Arrendamientos, que sustituyó al Boletín D-5. El principal objetivo es establecer el tratamiento contable que darían las arrendatarias al celebrar contratos de arrendamiento.

Hasta el año 2018, los arrendamientos se registraban como un gasto operativo por renta, por lo que en el Estado de Situación Financiera se omitía la revelación del pasivo generado mediante el contrato de arrendamiento pactado por un tiempo determinado. La falta del reconocimiento de la obligación total del contrato causaba el desconocimiento de terceros interesados en la información financiera del arrendatario sobre su compromiso legal con el arrendador del bien mueble o inmueble, ya que no se reconocían los activos y pasivos derivados de los mismos.

De acuerdo con el artículo 2398 del Código Civil Federal: “Hay arrendamiento cuando las dos partes contratantes se obligan recíprocamente, una, a conceder el uso o goce temporal de una cosa, y la otra, a pagar por ese uso o goce un precio cierto”.

Es importante conocer algunas definiciones, de acuerdo con la NIF D-5:

Arrendador: Es una entidad que otorga el derecho de usar un activo subyacente por un periodo de tiempo a cambio de una contraprestación.

Arrendatario: Es una entidad que obtienen de un arrendador el derecho de usar un activo subyacente por un periodo de tiempo a cambio de una contraprestación.

Tasa de interés implícita en el arredramiento: Es la tasa de interés que iguala el valor presente de (a) los pagos de arrendamiento y (b) el valor residual no garantizado, con la suma de (i) el valor razonable del activo subyacente y (ii) cualquier costo directo inicial del arrendador.

Activo subyacente: Es un activo que es el sujeto de un arrendamiento, cuyo derecho de uso ha sido otorgado por un arrendador a un arrendatario.

Con la modificación mencionada, el arrendatario reconocerá un pasivo por la obligación de efectuar los pagos del arrendamiento y un activo por derecho de uso.

La NIF considera dos exenciones en el reconocimiento de los arrendamientos:

  • Los arrendamientos cuyos activos sean de bajo valor.
  • Cuando los contratos de arrendamiento sean a un plazo de 12 meses o menores, siempre y cuando no contenga una opción de compra (con base a su importancia relativa).

Así mismo, los arrendatarios deberán reconocer el gasto por intereses correspondiente y por la amortización del derecho de uso.

El arrendador debe continuar clasificando sus contratos de arrendamiento en operativos o financieros, con base en:

  • La transferencia sustancial de los riesgos;
  • Beneficios inherentes a la propiedad de un activo objeto de un contrato de arrendamiento.

En los arrendamientos financieros, el arrendador da de baja el activo y reconoce la inversión neta en una cuenta por cobrar.

En los arrendamientos operativos, el arrendador no reconoce una baja del activo y reconoce los pagos por arrendamiento procedentes de los arrendamientos como ingresos, al devengarse.

Aspectos fiscales

Al finalizar el ejercicio fiscal, los arrendatarios deben calcular en el Impuesto Sobre la Renta (ISR), el “Ajuste Anual por Inflación” que, conforme al artículo 44  de la de Ley del ISR, considera las cuentas de “activo por derecho de uso” dentro del promedio de los créditos, y por otra parte, en el promedio de deudas el “pasivo por derecho de uso”.

La depreciación de los activos por derecho de uso no se considera como una “Deducción de inversiones” de acuerdo con el Artículo 31 de la Ley del ISR; por lo que no deberá seguir el procedimiento de actualización.

Si bien la depreciación contable de los activos por derecho de uso no se considera como una deducción fiscal, sí lo son los gastos y amortizaciones generados por el arrendamiento.

Conclusión

La NIF D-5 busca que las entidades reconozcan los Arrendamientos en la totalidad de la operación (contrato) en su información financiera, con la finalidad de mostrar la información oportuna y completa para una buena toma de decisiones.

 

No hay comentarios

Lo sentimos, los comentarios están cerrados en este momento.